Refinería Iquitos

Historia

En la década de 1950, el mundo requería de los derivados del petróleo crudo para poner en marcha un acelerado proceso de industrialización que aliviara las heridas causadas por la Segunda Guerra Mundial. Países productores de petróleo —entre ellos el Perú— se vieron en la necesidad de modernizar sus instalaciones para atender con mayor eficiencia las demandas nacionales e internacionales de hidrocarburos.

En ese contexto, el 27 de octubre de 1955 la Refinería Luis F. Díaz, ubicada en la provincia de Maynas, en Loreto, inició sus operaciones. Desde entonces, el mercado del oriente peruano creció a tal magnitud que, en 1982, debió ser inaugurada la nueva Refinería Iquitos, capaz de procesar diez veces más crudo que el antiguo complejo.

La Refinería Iquitos se localiza en la margen izquierda del río Amazonas, a 14 kilómetros de la ciudad de Iquitos, capital de la provincia de Maynas, en el departamento de Loreto.

Por encontrarse ubicada en la capital de la Amazonía peruana, esta refinería trabaja en armonía con la naturaleza y con respeto hacia las comunidades nativas y la población local. Además, su producción de combustibles impulsa el desarrollo de la región y abastece lugares de difícil acceso de la selva, con lo que satisface la demanda de combustible para el parque automotor, el transporte fluvial y la industria.

Con una capacidad de procesamiento de 12,000 barriles de petróleo crudo por día, cubre la demanda de combustibles en los departamentos de Loreto, San Martín y parte de Ucayali. Cuando ha sido requerido, también atiende a poblados fronterizos como Leticia (Colombia) y Tabatinga (Brasil).

Equipada con tecnología de vanguardia y un estricto control de seguridad, la Refinería Iquitos es un símbolo de gestión eficiente, competitiva y dinámica.

Complejo industrial

La capacidad de almacenamiento de la Refinería Iquitos es de 553,200 barriles por día. Cuenta con infraestructura de avanzada tecnología como la Unidad de Destilación Primaria (con capacidad para 12,000 barriles por día), la Unidad de Tratamiento de Gasolina (3000 barriles por día) y la Unidad de Tratamiento de Turbo A1 (1000 barriles por día).

Asimismo, posee muelles tipo pontones para descargar crudos, nafta craqueada y biodiésel, así como para cargar combustibles líquidos a granel que se comercializan en la región amazónica desde las plantas de ventas Yurimaguas y Pucallpa. Y tiene un poliducto para transferir combustibles desde la refinería hacia la Planta de Ventas Iquitos. 

Galería de imágenes

 
Developed by VIS